COMO CAMBIA LA VIDA CUANDO SE NOS ENFERMA UN SER QUERIDO

Debo reconocer que reflexionado sobre muchos temas y he recordado muchas experiencias, especialmente porque cuando se nos enferma un ser querido nuestra mente viaja a una velocidad impresionante recorriendo diversos momentos de nuestra vida.

Por eso les explico porque no había compartido mis experiencias y reflexiones, pero aquí estamos, y como dice el dicho popular: la vida continúa.

Me ha llamado la atención las reacciones de los seres humanos. Cuando estamos en situaciones relativamente estables, o con una rutina fija, entonces nos preocupamos de nosotros y los nuestros. Difícilmente la mayoría realiza alguna acción de bien común, tampoco es que seamos malos, simplemente indiferentes.

Sin embargo, en cuanto hay emergencias, y veía las noticias catastróficas en China, Estados Unidos, México y recientemente el terremoto en Perú se nos acaban los prejuicios, en este caso nacionalistas, religiosos, políticos. A nivel familiar lo mismo. Pasan a segundo plano los problemas pasados, y estamos todos unidos en torno al ser querido; le prestamos más atención que nunca, dicho de otra manera la generosidad aflora.

Y me salta la pregunta que comparto, ¿por qué somos generosos sin prejuicios, y nos tratamos como habitantes del mismo planeta, sin discriminación sólo en momentos críticos y no que sea una cultura permanente de relacionarnos? Tanto es así, que por eso mucho de nuestros mártires a lo largo de la historia son aquellas personas que han sabido ser coherentes y promocionan el respeto a los y a las demás, me saltan a la mente nombres como Jesús o Gandhi.

Ojalá todos reflexionáramos más de que más que reaccionar cuando hay noticias alarmantes, familiares o sociales, seamos capaces de anticiparnos y hacer del respeto, la actitud de solidaridad una cultura cotidiana donde no sea necesario ni héroes, ni mártires que luchen por el respeto a las personas, por la paz entre los seres humanos.

Saludos

Gonzalo

experienciasyreflexiones@gmail.com

Anuncios
Published in: on agosto 20, 2007 at 2:20 am  Dejar un comentario